Montessori bebés / Actividades Movimiento 2


Gracias por compartirShare on Facebook12Pin on Pinterest12Share on Google+0Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn0

El bebé, desde que nace, hasta el primer año de edad, realiza unos avances a nivel psicomotor enormes. Desde la visión Montessori, este desarrollo se acompaña, no se estimula, ni se entrena. A continuación, voy a mostrarte una serie de propuestas para acompañar al bebé desde el nacimiento hasta los 12 meses.

Montessori bebés

Como vas a poder comprobar, no son actividades exclusivamente Montessori, son una serie de aspectos que debemos tener en cuenta al proponerlas, lo que las hace Montessori. Puedes leer estas consideraciones generales pinchando aquí

Actividades movimiento Montessori

Colchoneta frente al espejo

Actividades Montessori

En los ambientes y casas Montessori, la primera zona de actividad del bebé, es una colchoneta firme frente a un espejo. Las ventajas de que el bebé pase ratos de actividad en una colchoneta, en lugar de una hamaca o similar, es la libertad de movimientos. En una colchoneta firme, puede comenzar a voltearse, algo imposible de hacer en una hamaca. De esta manera, podrá explorar las posibilidades de su cuerpo e ir ejercitando la coordinación sin saltarse ninguna fase. Desde nuestra perspectiva de adultos, a veces sólo damos importancia a los grandes hitos, voltearse, sentarse, andar… Sin embargo, todos los movimientos intermedios tienen la misma importancia. Si no intervenimos, nos aseguramos de que pasen por cada fase justo el tiempo que necesitan.

Siguiendo los estudios de Emmi Pikler, siempre colocaremos al bebé boca arriba. Desde esta perspectiva no se coloca al bebé en posiciones a las que no ha llegado por sí mismo. Tampoco se le sienta, mantiene de pie…Dejamos que sea él mismo el que llegue por sí solo a cada etapa. Te aseguro que lo hacen, no hace falta que ayudemos con ejercicios para “fortalecer” los musculos. Si te interesa el tema, te recomiendo “Moverse en libertad” de Emmi Pikler. En un principio no es necesario, y casi ni aconsejable, poner elementos o juegos a su alrededor. Están descubriendo su cuerpo, sus manos, observando su entorno…¡Todo ello es ya un gran trabajo!

Más adelante podemos incluir algunos elementos a su alcance, no es necesario que se los pongamos en las manos, cuando estén preparados empezarán a explorarlos. Los elementos, lo más naturales posibles, sin colores estridentes ni sonidos.

Siempre que se pueda, es bueno dejar libertad de movimiento al bebé, si estamos fuera de casa, una colchoneta plegable es una buena manera de garantizarlo.

montessori-movimiento-07

Actividades Montessori

Un día, cuando estén preparados, se darán la vuelta. Ni antes, ni después. De verdad que no necesitan entrenamiento, estimulación, ni nada parecido. Disfruta cada etapa, no lo apresures.

Puedes cambiar la colchoneta por una alfombra cuando empiece a salirse de ella y desplazarse más.

Barras de apoyo

Montessori bebés

Son una invitación a levantarse cuando el bebé esté preparado. No se trata de que nosotros pongamos al bebé en pie y lo agarremos a la barra, ni siquiera debemos animarle a hacerlo. Cuando sea su momento se levantará con ayuda de la barra o con cualquier mueble que tengamos en casa.

Túnel

Montessori bebés

No debemos olvidar que nuestra misión no es mostrar cómo pasar. Mostraremos el túnel y dejaremos que el bebé lo explore, sin prisas. No todos los bebés pasan de lado a lado enseguida, no pasa nada, respetemos sus tiempos.

Escaleras

escalera-1

Imagen: Montessori moms

En los salones Montessori de bebés encontramos este material, simplemente está en el ambiente para que el bebé las recorra por si mismo. La forma de subir y bajar las escaleras es propia de cada uno, debemos respetarla y simplemente estar atentos por seguridad.

En las casas de dos plantas se suelen poner barreras en las escaleras por seguridad, esto es lógico ya que no podemos estar pendientes 24h del bebé y así evitamos accidentes. Sin embargo, sería genial que en momentos en los que podamos estar 100% presentes quitemos las barreras y dejemos al bebé explorar. Estaremos a su lado para prevenir accidentes.

También son útiles los cajones de gateo con rampa.

Cajón de gateo y rampa Pikler

En las casas que no tengamos escaleras podemos hacer un apaño con la colchoneta de ikea. Según como la doblemos, hacemos un escalón mayor o menor. No es lo mismo que una escalera, pero menos es nada.

Pelota

Imágenes: Jugaia

Las pelotas de goma convencionales son muy difíciles de agarrar para un bebé pequeño. Empezaremos por pelotas “lentas” que no botan y facilitan su agarre y más adelante incluiremos todo tipo de pelotas.

 Cajas

bebé Montessori

Imagen: siempre es primavera 

¿A qué niño no le gusta una caja? Es un material sencillo y con mil posibilidades. Si son firmes, pueden subir encima, si son grandes, meterse dentro, en cualquier caja pueden meter y sacar objetos… Si recibes un paquete grande, no te deshagas de momento de la caja, ya verás cuantas posibilidades.

Carrito para empujar

Carrito

Imágen: ikea

Debemos ofrecerlo en un lugar espacioso en el que pueda recorrerlo empujando. Las ruedas no deben estar muy sueltas, sobre todo cuando el niño no sabe caminar de forma estable. Al igual que en las propuestas anteriores, no se anima, incita, ni se coloca al bebé para que use el carrito. Se deja a su alcance para que pueda explorar las posibilidades por sí mismo. Nada tiene que ver este tipo de correpasillos con los andadores, que no son recomendables, entre otras muchas razones, porque forzamos la postura de bipedestación cuando el bebé aún no tiene el suficiente tono muscular.

Caballito balancín

bebé Montessori

Imagen: ikea

Dejamos al bebé ser libre de subir y bajar, no le subimos nosotros. Lo hará cuando esté preparado.

Habrás podido comprobar, como te comenté al principio del post, que excepto un par de propuestas, el resto son bastante comunes. La diferencia está en la actitud que tome el adulto que acompaña al bebé. Puedes ser protagonista y meter y sacar al bebé de la caja, subirlo y sostenerlo en el balancín, mostrarle cómo pasar un túnel, sentarlo para que aprenda a sentarse… o puedes acompañar su desarrollo desde otra mirada y dejar que él mismo vaya haciendo cada avance y descubrimiento por sí mismo. 

Suele costarnos mucho no intervenir porque es lo que hemos vivido, lo que consideramos normal, la manera que conocemos de relacionarnos con los bebés. Pero te animo a que intentes frenar un poco esas intervenciones. Por ejemplo, si el bebé se acerca al caballo balancín nuevo, es nuestra mente adulta la que interpreta que nos está pidiendo que lo subamos y eso hacemos. Pero si frenamos esos impulsos, quizás nos demos cuenta que sólo lo está explorando y va a llegar el día en el que descubra que puede subir en él y balancearse.

Para mí, poder acompañar al bebé desde esta mirada, es maravilloso. 

Si te ha gustado, puedes compartirlo.

Y si no quieres perderte nada, puedes suscribirte al blog y seguirnos en instagram y facebook

Gracias por compartirShare on Facebook12Pin on Pinterest12Share on Google+0Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn0

Dejar un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

2 Comentarios en “Montessori bebés / Actividades Movimiento